Producir cine en la región: entre la utopía y la realidad

La institución está (IAAviM), los recursos no.  Aunque la realidad los desalienta,  más de 200 realizadores registrados por el (RePA) en la provincia deciden  contar historias a través de la formas más costosas que existe, el cine.  Muchos se formaron en el Instituto Superior Antonio Ruíz de Montoya y en Facultad de Artes, UNaM, algunos de ellos participaron de Oberá en cortos.  

Son las 2:00 a.m. del domingo 8 de octubre. Un grupo de personas se encuentran en un galpón abandonado de la ciudad de Posadas, rodando las últimas escenas del cortometraje “Ikatu jey” (otra oportunidad). Luego de 18 hs de rodaje el equipo de producción se siente un poco más aliviado. El trabajo todavía no está terminado, aún falta realizar el montaje, musicalización, arreglo de audio, de imagen, la colorización, etc.

El tiempo sigue corriendo. El objetivo es realizar un cortometraje en solo 48 hs, dentro del marco del concurso “48 horas film project”. La competencia se realiza a nivel mundial. En nuestro país tiene sede en Buenos Aires y Córdoba, siendo esta última ciudad la que permitió la participación de éste grupo que contó en ésta oportunidad con actores paraguayos. El responsable de convocar a cada uno de los integrantes fue el director del cortometraje: Fernando Rojas. 

Ésta escena suele repetirse muchas veces en la región, ya que Misiones cuenta con varias carreras relacionadas con el séptimo arte. Incluso, el próximo año, en la ciudad de Posadas, la Universidad Gastón Dachary dará inicio a la carrera de “Licenciatura en Artes Audiovisuales” . En la misma ciudad ya existe una carrera relacionada a la producción audiovisual aunque orientada a televisión y radio, perteneciente al Instituto Antonio Ruiz de Montoya.

Hay que tener en cuenta que la producción cinematográfica requiere un alto presupuesto, como ser cámaras, micrófonos y luces. A eso hay que sumarle el salario de los productores y elenco. Los honorario mínimos, según la Asociación de Actores Argentinos (AAA), es de un alto costo para cualquier productor. Para muestra hace falta un botón: un bolo mayor de filmación tiene un costo aproximado de $5.000… por semana. Un segundo ayudante de cámara cobraría alrededor de $6.500 en jornadas de casi 9 hs. Como podrán ver la falta de fondos suele ser el principal obstáculo con el que se encuentras distintos productores a la hora de realizar algún producto cinematográfico.

Por ese motivo, comenzó a funcionar el IAAviM (Instituto de Artes Audiovisuales de Misiones), para promocionar y apoyar las producciones audiovisuales de la provincia. Además, ese mismo organismo comenzó, desde el año pasado, un relevamiento provincial de realizadores audiovisuales.

A esto se le suma los requisitos que establece el INCAA a los productores, para que la película pueda ser visualizada en cartelera.

Otro de los factores que desalienta la producción de cine regional, es la falta de un circuito aceitado de distribución que priorice la visualización de películas enteramente realizadas en el NEA y sus alrededores. Aunque insuficientes, existen algunos lugares en donde se lleva a cabo esta promoción de productos locales. Uno de esos espacios más importantes es el Festival Internacional Oberá en Cortos, que ya lleva 14 ediciones.

Todas estas circunstancias, adversidades, contextos desalentadores, quedan atrás. Son olvidados por los mismos chicos que, después de largas jornadas de rodaje, horas de edición y montaje, siguen eligiendo esta actividad apasionante, aunque en muchas ocasiones traiga consigo insomnio y dolores de cabeza…. ¡Corte!

por Jonatan Kolln y Tatiana Dallabrida


Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /home/opyguadi/public_html/lab/wp-includes/class-wp-comment-query.php on line 405

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *