¿Cómo es la vida universitaria en Posadas?


A veces caemos en el error de creer que la vida universitaria sólo implica pasarla bien con los amigos y algunas horas de estudio. Al escuchar a los estudiantes comprendemos que va más allá de eso: es una
experiencia que exige múltiples tareas.

Después de elegir la carrera comienza el verdadero periplo, que es distinto dependiendo de cada estudiante. Los que vienen de otros lugares encuentran el primer obstáculo en la búsqueda de lugares para vivir: el alojamiento. Mono-ambientes, departamentos, alquileres, contratos, expensas, garantías; las posibilidades se barajan al infinito, junto con la espera y la indecisión. No es todo: la conservadora los primeros días porque no hay heladera, el anafe o la cocina, los muebles, la cama; todo dificulta un poco más la transición.

La búsqueda de alojamiento no suele darse una sola vez y para siempre. A lo largo de la carrera se van presentando nuevos cambios y nuevas búsquedas. Los estudiantes oriundos de Posadas no tienen ese problema. O no tanto: hay quienes dicen que vivir con su familia es una desventaja. Los motivos suelen coincidir en la vorágine familiar que impide la concentración y en la independencia limitada.

En esa experiencia de vida universitaria hay lazos que se crean y lazos que se distancian. Los estudiantes de otros lugares pasan de la familia a los amigos, y los vínculos con la familia a veces se fortalecen con la distancia. Pero no es una transformación fácil. Ese distanciamiento trae consigo cocinarse y administrarse solos o solas, el propio cuidado, la responsabilidad: gestionar su propia libertad. Libertad que a veces se torna vacío afectivo o falta de límites. Pero cuando la lista de amigos crece o se renueva, el vacío afectivo deja de ser “vacío”. Las formas de relacionarse se re-significan y en los pares se encuentra la contención familiar. Las dificultades del desarraigo se sueldan con las nuevas experiencias y la compañía de los nuevos amigos. Todo enriquece la experiencia y ayuda en el trayecto de la carrera universitaria.

Y así como se va desenvolviendo la baraja de amistades, se van desarrollando también las ocupaciones y las tareas. Y cuando la Universidad exige, no siempre las necesidades básicas son una parada obligatoria. Cubrirlas demanda tiempo. Y, a veces, eso es justamente lo que la vida universitaria propiamente académica más exige.

Para el óptimo desempeño de los estudiantes es imprescindible la buena salud. Además, también deben contar con buena alimentación y en los momentos del día necesarios. Y, si bien alrededor del 79% de los estudiantes universitarios cubren sus necesidades básicas dependiendo de su familia o al menos con algo de ayuda, casi 1 de cada 5 estudiantes no tiene Obra Social.

Las etapas en la vida universitaria van dando forma a la vida universitaria. Y, dentro de esas etapas, algunas cuestiones  requieren de la costumbre o poder amañarse para lograr superarlas. Una de esas cuestiones es el transporte público, debido a que no siempre es una facilidad en todos los sentidos.

13507148_1182578215119859_7384887951595715613_n

El Boleto Estudiantil Gratuito representa, desde su implementación, un gran beneficio para los estudiantes y su administración económica. Les significa una gran ayuda para seguir estudiando. Pero algunos recorridos excluyen o distancian puntos de la ciudad que el estudiante requiere unidos. O algunos horarios, como los de la Terminal de Transferencias -que cierra a las 22:00-, son a veces un impedimento para cursar o volver de la cursada a sus casas.

Y ahí en ese cúmulo de notas por hacer y programas en agenda, de horarios y estudio, todavía entra una misión: trabajar. Con el esfuerzo necesario, y aunque el periplo en torno al buen desempeño académico vea forzado el camino, algunos estudiantes se atreven a trabajar y estudiar. Aunque esto les cueste tiempo y dedicación, y les canse. Alrededor de la mitad de los estudiantes -en Posadas- que trabajan, reconocen que trabajar afecta a su vida universitaria. Y todos insisten en el tiempo, ya sea porque tienen menos franja horaria para estudiar, o por los horarios de cursadas.

Lo cierto es que trabajar, que a veces es imprescindible y le pasa a algunos estudiantes, demanda tiempo, esfuerzo, energías. Carga la experiencia de la vida universitaria con obligaciones que escapan de lo académico. Y exige del estudiante todas sus ganas por continuar estudiando.

Por lo que es imprescindible recalcar que la vida universitaria, para los estudiantes, es una experiencia que si bien entrega gratitud, exige empuje y brío.

Mariño, Hernan
Hillebrand, Marcos
Ontiveros, Gloria
Ortigoza, Maximiliano
Igoa, Claudia
Ramirez, Gabriela Andrea
Sendoa, Mirna

Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable in /home/opyguadi/public_html/lab/wp-includes/class-wp-comment-query.php on line 405

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *